Cómo los seguros educacionales pueden ayudarte a que tus hijos estudien la universidad

En un país como México que un niño termine la universidad parece ser todo un milagro. Más si ese niño tiene factores sociales que juegan en su contra. Hace un par de semanas leí en el periódico Reforma la Columna de Verónica Baz Directora del Centro de Investigación para el Desarrollo ( CIDAC), en la cual menciona tres problemas principales por los cuales puede resultar difícil que un niño en México termine la universidad. Tomados de un libro llamado “Cambiando Historias” de Armando Chacón y Pablo Peña. En el cual hablan de los grandes beneficios de estudiar. Quienes estudian la universidad pueden ganar más del doble que alguien que sólo estudio la secundaria. Por compartirte algunos de los michos beneficios. Hay tres problemas, u obstáculos, principales que un niño en México enfrenta:

1)  Falta de un Ejemplo a seguir. Si un niño no tiene un ejemplo a seguir es más difícil que él quiera estudiar la universidad. En los sectores sociales de bajos recursos sólo uno de cada veinte adultos estudió la universidad. En los sectores sociales con mayores ingresos el número de adultos con estudios universitarios es  ocho veces mayor.

2) Detección temprana de sus talentos. Si los niños no tienen acceso a programas, o herramienta, que les ayuden a descubrir eso para lo que son muy buenos. Que además de ello les de la estructura para desarrollar esos talentos con el tiempo.

3)  Falta de recursos económicos o falta de financiamiento. El dinero resulta ser un factor para que los niños tengan menos probabilidades de acceder a una educación de calidad. La falta de recursos hace que aún después de tener talento, y estar dispuesto a termina la universidad, se quede trunco el objetivo.

Después de enterarme de eso, es que he decidí hacerte éste video-post y explicarte cómo es que puedes aumentar las probabilidades de que tus hijos estudien la universidad. Ya te he compartido muchas veces mi historia personal respecto a estudiar la universidad. Es por eso que hoy te digo que tienes en tus manos la posibilidad de aumentar las probabilidades de que tus hijos terminen la universidad y tengan una mejor vida y eso haga que México sea un país mejor y con más educación. ¿Cómo puedes hacerlo? con tres sencillos pasos:

1) Busca que tus hijos tengan un ejemplo a seguir. Lo mejor es que seas tú, pero si por la razón que sea tu no pudiste terminar la universidad no te preocupes. Busca un familiar cercano o alguien que para tus hijos sirva de modelo. Alguien que los inspire y se un ejemplo para ellos. Así ya habrás dado el primer paso, ahora debes…

2) Acercar a tus hijos a programas, o clases, que les ayuden a descubrir y desarrollar sus talentos de forme temprana. Esas clase extra-escolares que les ayuden a descubrir de una forma divertida el para qué son buenos y lo que les gusta. Una clase de música, una clase deportiva o incluso esas clases de fotografía. Eso les ayudará, y a ti también, a descubrir desde muy jóvenes en qué deben concentrarse. ya dado el segundo paso debes…

3) Empezar a ahorrar para su educación. Con ello estarás eliminando el tercer problema. Los seguros educacionales son una excelente herramienta que te puede ayudar a eliminar ese problema. El dinero no es lo más importante pero si es un factor que, acompañados de las otras dos acciones, aumentan las probabilidades de tus hijos de estudiar la universidad.

¿A poco no te gustaría aumentar las probabilidades de tus hijos de estudiar la universidad?

Creo que sí, porque si no, no hubieras llegado hasta esta parte del post. Los dos primeros pasos dependen directamente de ti. ¿Quieres saber qué seguros educaciones te pueden ayudar? Yo te puedo asesorar al respecto. Conozco muchos seguros educacionales que te pueden ayudar. Contáctame y pídeme la sesión gratuita por Skype  para ayudarte a encontrar el seguro que más se adapte a tus necesidades. Juntos vamos a aumentar las probabilidades de tus hijos para que sean todos unos universitarios.

Por favor ¡Cuídate Mucho! Espera mañana el vídeo post de un seguro educacional.

 

Cómo saber cuanto cuesta estudiar un año en el Tec, la ibero, el ITAM o la Anáhuac.

Hoy es un día especial. No es cualquier lunes. Ayer, en México, fue el último día de las vacaciones de veranos para poco más de 28 millones de niños que estudian la Primaria y Secundaría. No importa si eres papá de uno de ello o no, hoy será un día diferente en tu vida.

Leer más

¿Con 2 mil pesos al mes puedo contratar un seguro para la educación?

Esa fue la pregunta que me hizo una amiga de la universidad cuando me llamo. “Quiero ver si puedes ayudarme a encontrar un seguro que me quite de mi cuenta dos mil pesos cada mes y se vayan ahorrando para la educación de mi hija” Me pregunto si podía hacerlo porque estaba recibiendo su aguinaldo y quería ahorrarlo para comprar un seguro educacional para su hija. Ya había ido al banco y les había pedido que si podían hacerlo y le dijeron que no. Ella quería que además de que el dinero se fuera ahorrando en un seguro tuviera seguro de vida e invalidez por si ella faltaba su hija tuviera los medios para seguir estudiando. El monto de los dos mil pesos se le hacía muy poco (y debo confesar que a mí también) para encontrar lo que ella quería.

Evaluando opciones es que vimos que el Optimaxx Educación de Allianz sí podía facilitarle el camino. Ahorrando mensualmente poco más de los dos mil pesos que quería pudimos encontrar un seguro educacional para su hija. Incluye como coberturas de protección un seguro de vida por 1 millón de pesos, Un seguro de invalidez total y permanente que continúa pagando las aportaciones mensuales hasta que su hija tenga 18 año y además un segurp de doble aportación en caso de muerte o invalidez total. El seguro de vida tiene una prima mensual de 238 pesos y los de invalidez 41 pesos mensuales cada uno. Este seguro le gustó mucho porque incluye poco más de lo que ella quería.

Tener la opción de que le hagan el retiro mensual de su cuenta de forma automática es la primer cosa que la puso contenta. “Ya con que me lo quiten de mi cuenta de forma automática ya me ayuda mucho, porque así no me lo gasto en tonterías y ya sé que no los tengo y se están ahorrando” me dijo. Eso le ayudaba además a empezar de una vez a ahorrar para la educación universitaria de su hija. Es un objetivo que se puso al final del año y quería hacerlo ya sin dejar pasa más tiempo. Un beneficio del seguro que le gustó mucho es que pude decidir sobre dónde debe invertirse su ahorro a lo largo de los 18 años, dentro de 15 opciones distintas, porque así ella podía decidir qué tipo de rendimientos quiere tener. “No me tengo que esperar a que el dinero se quede sin crecer. El poder decidir que el ahorro se invierta me gusta mucho” me comentó.

El que se puedan incluir coberturas de seguro y que sean opcionales le gustó. Ella eligió blindar su plan contratando las cuatro coberturas de seguro opcionales que le da el Optimaxx Educación. Sobre todo porque le parecieron de Prima muy accesible y todo se hace de forma mensual. Ella sólo ahorra mensualmente, de forma fija durante los 18 años del plan, los poco más de dos mil pesos mensuales. Como el plan le permite hacer aportaciones adicionales en cualquier momento ella piensa hacer dos al año. Una en mayo y otra en diciembre. La flexibilidad que le da éste seguro y la accesibilidad a poder ahorrar cantidades “no tan grandes” la hicieron sentir tranquila. A mediados de este mes fue emitida su póliza y debo decirte que está feliz.

A veces puedes pensar que los seguros educaciones son muy caros o inaccesibles para muchas personas. Que se debe “pagar” o ahorrar mucho. La verdad es que no necesariamente es así. Te conté esta historia con la idea de que sepas que haya seguros de este tipo para todo tipo de presupuestos. El Optimaxx Educación de Allianz es uno de ellos. Te facilita ahorrar para ese fin y además te da acceso a protección opcional a bajos costo.

¿Quieres ver la proyección que hicimos en este caso que te platiqué hoy? Aquí puedes verla.

Proyeccion Optimaxx Educación a 18 años

¿Quieres ver cómo quedó finalmente la póliza? Acá puedes verla.

POLIZA OPTIMAXX EDUCACIÓN real

¿Te interesa de verdad empezar a ahorrar para la educación universitaria de tus hijos? Deja los pretextos atrás y contáctame. Yo te puedo ayudar a encontrar algo adecuado para ti.

Mándame un mail y pídeme la sesión gratuita de una hora por Skype. Vas e ver cómo te si te ayudo a encontrar ese seguro adecuado para ti.

Por favor ¡cuídate mucho!

Cómo garantizar El Caminito a la universidad. Una buena educación para nuestros hijos

Mi intención con el Post de ayer no fue para nada contribuir con la angustia familiar. Sé que escribí sobre las duras estadísticas, dí algunos datos duros, regularmente evito concientizar por el lado del miedo, pero esos datos son una realidad de México. Que nos hablan del largo camino que puede representar terminar la universidad. Sobre Todo si financieramente no lo planeamos. Cuando nuestros hijos lleguen a la edad universitaria es probable que estemos cerca de los 50 años o incluso seamos mayores. Eso para nuestra posibilidad de generar ingresos es un dato importante. Enfrentar el gasto de la universidad de los hijos a esa edad, con los ingresos de entonces, puede ser una verdadera lata y un sacrificio.Hablé sobre dos posibles soluciones por medio de los Seguros. Unos Garantizados y otros que llamé Flexibles. Prometí ahondar en el tema de cada uno en esta semana. Debido a los correos que recibí al respecto, hoy abordaré sobre los Planes Educacionales que yo le llamo “de Paquete”. Este tipo de Seguros son para los padres que necesitan que los obliguen a ahorrar y que no puedan tocar el fondo tan fácilmente. Son muy buenos para generar un Ahorro Garantizado con pequeños esfuerzos. Para efectos prácticos tomaré el ejemplo de la misma familia de ayer. Un dato más, el padre tiene 39 años. Recuerden que recomendé que no se destinara para este objetivo más del 15% de sus ingresos actuales.

Con esos datos en mente, elaboré como funcionaría con esta familia los Seguros de sus hijos. Tomé como moneda el dólar. El Ahorro debe garantizar que no perderá poder adquisitivo en el tiempo. Si los padres destina el 10% de sus ingresos actuales ellos pueden ahorrar cada año 2770 dólares. (30,000 pesos mensuales x 12meses x $13 pesos del T.C. x 0.10) Ahora veremos para qué les alcanza. No podemos dividirlo sólo entre dos y destinar así a cada hijo, por la diferencia de edades de cada quien. Lo que hice fue garantizar que cada niño tenga el mismo ahorro. Resulto que con ese ahorro, puede garantizar que cada hijo tenga 18,000 dólares para su universidad.¿No suena mal verdad? Ahora los detalles:

En el caso del hijo de 9 años deben ahorrar 1890 dólares fijos, cada año durante los próximos 9. Esto hace un total de 17,010 dólares ahorrados. Recibe casi 1000 dólares de “Interés”. Garantiza además que si el padre fallece, el hijo recibe en ese momento 36,000 dólares, para pagar los grados que faltan para llegar a la universidad. A los 18 años recibe su ahorro de 18,000 intacto para el pago de la universidad. Todo esto sin más aportaciones. Garantiza al padre que si llegara a invalidarse por accidente o enfermedad para trabajar, deja de aportar y recibe los mismos 36,000 para cubrir colegiaturas restantes y mantiene su protección por fallecimiento y Ahorro Garantizado durante el tiempo restante del plan. Ya no suenan mal los intereses ¿verdad? En resumen en caso de fallecimiento se reciben 54,000 dólares. En caso de Invalidez y fallecimiento posterior se reciben 72,000. Garantizado.

En el caso del hijo menor el ejemplo cambia un poco. Su aportación anual es de 1,100 dólares fijos anules durante 15 años. Son 16,500 en total. Recibe los mismos 18,000. lo que representa 1,500 de “Intereses”. Aquí por la edad calculé la protección por fallecimiento e Invalidez por 54,000 dólares. Lo demás funciona igual.

En resumen, la familia ahorrando poco más del 10% de su ingreso actual puede garantizar un Patrimonio para la educación de sus hijos. La palabra clave aquí es Garantizado. Recomiendo que se haga de la siguiente forma: Iniciar con la primera aportación anual de cada uno. El siguiente mes inicien con aportaciones mensuales ( la anualidad dividida entre 12) con cargo a su Cuenta de Cheques o Debito ( para evitar cargar a la T.C.) y continuar así hasta que se llegue al final del plazo. De esta forma Garantiza que de su ingreso mensual se apartara automáticamente para este fin.

Espero que el ejemplo no halla sido enredado y largo, pero esa forma es la más rápida y corta que encontré para explicar el caso. Recibo sugerencias y opiniones en eloylopez@previsionfinanciera.com . Con gusto les envio los archivos de los ejemplos. ¡Hasta mañana!

Caminito de la escuela

 

Apurándose a llegar, dice la canción. Ahora que inicia nuevamente el ciclo escolar, y veo a los padres preocupados por el costo económico del regreso a clases, no puedo dejar de pensar en todo el camino que falta por recorrer para llegar en verdad a buen fin: Terminar la Universidad. El camino inicia en preprimaria y termina, al menos para los padres, con la licenciatura. Para la economía de las familias esto puede resultar agobiante. La pura educación universitaria puede costar lo mismo que todos los demás grados juntos.El camino es largo y los datos son impactantes. De cada 100 niños que inician en la primaria sólo 2 terminan la universidad. 98 se quedaron en el camino; Más del 50% es por cuestiones económicas. En la clase media el asunto no cambia mucho pues sólo sube a 5 graduados y los que se quedan también influye la parte económica.

Constantemente recibo muchas dudas de los padres de familia que me preguntan si de verdad valdrá la pena adquirir un Seguro para garantizar la educación de los hijos. Mi respuesta es sí. Lo importante es hacer una evaluación de diferentes factores para saber cuál Plan se debe contratar para que de verdad se logre. No tiene caso intentar garantizar un ahorro para estudiar en Hardvard si la familia no tiene los ingresos suficientes, y esto se volverá un mal negocio y podrá dejar en la calle a la familia si el monto de ahorro anual es alto. Deben evaluar en primer término dónde les gustaría y saber cuánto cuesta estudiar en esa escuela, o una del mismo tipo.

Para efectos prácticos pondré un ejemplo; Una familia que gana $30,000 pesos mensuales. Quiere que sus hijos estudien en el Tec de Monterrey. Son dos uno de 9 y otro de 3 años. El costo total actual de una carrera administrativa, en cualquier campus del Tec, es de $618,750 (tomando en cuenta 9 semestres de $68,750 cada uno). Calculando que al hijo mayor le faltan 9 años para ingresar deberán ahorrar para su él $68,750 cada año durante los próximos 9. Para el menor tienen 15 años para lograrlo, lo que hace que para el sean $41,250 de ahorro anual. Sumando los dos ahorros indican que la familia debe dedicar $110,000 pesos anuales durante los próximos 9 años. Los restantes 6 sólo deben hacerlo para el menor.

El dato anterior puede resultar desmotivante para la familia porque representa que deben ahorrar más de la tercera parte de su ingreso actual sólo para ese fin. Si logran hacerlo, en realidad será un verdadero sacrificio que no les recomiendo. Mi primera recomendación es que, para ese Fin, no ahorren más del 15% de su ingreso actual. Esto les garantiza que tendrán cuando menos la mitad del costo de la carrera. Ya es un buen principio. Es mejor tener para el arranque que no tener nada o desistir en el camino. La otra mitad se puede pagar en el momento o solucionar con una Beca, si es que los ingresos de la familia no mejoraron con el tiempo. Opciones habrá se los garantizo.Mi segunda recomendación es que puedan determinar el tipo de personalidad que tienen al momento de ahorrar. Ya hablé de eso en el pasado. No todos ahorramos igual. Si somos de las personas que nos deben obligar a ahorrar porque de otra forma nunca lo haremos, recomiendo que contraten un Seguro Educacional tal cual y que determinen el monto de la forma anterior. Estos seguros garantizan un monto deseado y tienen los candados suficientes para evitar que los padres “tomen prestado” y obligarlos a llegar a la meta. Esto es excelentes para los niños con padres que les cuesta ahorrar.
Por otro lado si somos lo suficiente ordenados y disciplinados con el manejo de nuestro dinero recomiendo que se haga por medio de otro tipo de Planes de Seguros.No necesariamente Educacional. Debe ser un Seguro Flexible. Tanto que me permita sacar meter y dinero en el momento que lo necesite. Que si hoy tengo ingresos adicionales pueda meterlos sin problema y que además ganen intereses. Que no tenga tantos candados ¿Recuerdan el Edificio Financiero de Horacio? Pues se está construyendo sobre un Seguro de este tipo.Por cuestiones de espacio aquí le paro el día de hoy. Prometo continuar en esta semana de regreso a clases con los diferentes tipos de Seguro que existen y cómo evaluar cuál es la mejor opción para cada uno de ustedes. Espero sus comentarios. ¡Hasta Mañana!