Entradas

Los seguros y Breaking Bad

Tiene 50 años, es maestro de Química en una secundaria, está casado, tiene un hijo de 16 años y está a punto de ser padre por segunda vez. Le acaban de avisar que tiene cáncer de pulmón y que le queda poco tiempo de vida, él es Walter White. Una serie de problemas se le viene encima. Su seguro médico no es tan amplio. El tratamiento es muy costoso y su aseguradora no va a cubrir los gastos del costoso tratamiento. Eso ocasiona que Walter se preocupe de todos los problemas financieros que se le vienen encima a la familia. Más aún los que se le van a venir si él no logra ganarle la batalla a su enfermedad.  Eso es lo que más le preocupa.

Es por esas preocupaciones que Walter decide buscar opciones. Hace cuentas y si él llega a morir su esposa no tendría con qué pagar la hipoteca de la casa, ni mantener a su hija que está por nacer y a su hijo, además de poder pagarles las escuelas. Buscando opciones para generar dinero, de forma rápida, es que decide dedicarse a fabricar droga con uno de sus ex-alumnos. Aprovechando sus grandes conocimientos en química decide elaborar un “producto” de la más alta calidad y empezar a venderlo. El objetivo inicial es generar dinero suficiente para pagar su tratamiento y dejar a su familia un capital suficiente para que viva como hasta ahora unos 10 años más al menos.

Pero ¿Cuánto es lo que él necesita dejarles de seguro de vida a su familia? Haciendo cuentas con su “socio” llega a un monto total de 737 mil  dólares en total. Ese es el monto de “seguro de vida” que necesita dejarle a su familia. El cálculo incluye, según White, el monto de dos carreras universitarias, saldar la hipoteca de su  casa y la manutención de su esposa y sus dos hijos por al menos 10 años. El problema que tiene ahora es el tiempo. De acuerdo a los resultados médicos puede no quedarle ni un año más de vida. Debe reunir ese dinero que calculó en el menor tiempo posible. Debe acelerar la producción de su negocio. Es así que genera un montón de problemas adicionales.

Como te conté en el post anterior, empecé a ver la serie de televisión Breaking Bad y cuando llegué a esta parte de la historia no pude evitar pensar que todo se hubiera arreglado, o se hubiera evitado, si Walter hubiera sido precavido y contratado antes un buen seguro de gastos médicos y además un seguro de vida y un par de seguros educacionales para sus hijos. Justo después pensé que si él lo hubiera hecho en realidad no hubieran escrito la historia y la serie de televisión ni siquiera hubiera existido. O al menos la historia hubiera sido bastante aburrida y un “rating” muy bajo. Las historias de las personas previsoras, pensé, suelen ser bastante aburridas.

Me di cuenta que la mayoría de las personas necesitamos que nuestra vida tenga adrenalina, emoción o acción. A nadie nos gusta una vida aburrida ¿Será que por eso que posponemos muchas cosas? ¿Será que por eso dejamos tantas cosas hasta el final? No lo sé. Lo que sí me quedó claro con esta historia es que muchas personas pueden ir por la vida pensando que prevenir es aburrido. Ahorrar o pensar en el futuro es cosa de personas aburridas. Hay que vivir el momento, gastarse todo lo que se gana y no ahorrar nada.

El domingo antepasado cuando empecé a hacer estas reflexiones, mientras llegué a esta parte de la serie, pensé ¿Qué haríamos muchas personas si nos dicen mañana que tenemos cáncer terminal? que nuestra fecha de caducidad en ésta vida ya está por cumplirse. Con eso en la mente me fui a la cama. Yo que tengo dos hijos pequeños no pude dejar de pensar lo irresponsable que podemos llegar a ser. El lunes por la mañana, con ésta reflexiones muy frescas en mi cabeza, asistí al webinar de Quidam Global donde Eduardo López  director de una agencia de publicidad nos contó su historia personal y me quedé mudo con las similitudes de su historia con las del protagonista de la serie de Breaking Bad.

Mañana te contaré lo que aprendí de Eduardo y de su historia de la vida real. Su historia Una historia que me dejó muy tocado y que me ayudó a saber que las historias de la vida real son mucho mejores las que vemos en la televisión y además me ayudó saber que nuestra historia personal depende de las elecciones que vamos haciendo a lo largo del camino. También me ayudo a saber que tener seguros contratado puede no ser tan aburrido como creía. Pero la historia de Lalo te la contaré en un próximo post.

Por hoy ¡cuidate mucho!

Recuerda que si necesitas asesoría para contratar seguros de vida, o de gastos médicos, puedes pedirme una sesión de asesoría de 50 minutos por skype.

¿Quieres saber qué puedo hacer por ti? Dala click aquí y ve el vídeo de 5 minutos donde te lo explico.

¿Quieres saber en qué te puedo ayudar?

Si eres alguien que lee con regularidad este blog, o es la primera vez que nos visitas, tal vez tengas una duda ¿Qué es lo que hago? o ¿En qué te puedo ayudar? Como sabes, mi profesión es la de agente de seguros. Llevo 18 años asesorando a las perdonas en la elección y contratación de los mejores seguros para ellos, de acuerdo a sus necesidades y capacidades. Me he especializado en seguros de vida, de retiro, de ahorro y de inversión. Mi misión es ayudarte a encontrar el mejor seguro para ti. Ese seguro que te ayude a tener tranquilidad financiera en el futuro.

Creo conocer algunas de tus preocupaciones principales. Crear un patrimonio, lograr tus sueños financieros, proteger tu capacidad de generar ingresos y dejar un flujo de efectivo a tu familia en caso de fallecimiento son sólo algunos de ellos. Muchas de esas preocupaciones pueden ser resueltas por medio de los seguros. El problema principal que puedes enfrentar es el del exceso de información que recibes al respecto. Es probable que después de saber que tus preocupaciones pueden ser resultas por medio de los seguros de vida, de retiro  o de ahorro con inversión, te das a la tarea de investigar cuál puede ser el mejor para ti. Es ahí dónde te llega una cantidad de información que  te resulta dificil manejar.

Tú nunca has contratado un seguro de este tipo o si lo has hecho en realidad ha sido porque alguien te vendió una póliza.  No sabes por dónde empezar o qué tipo de póliza es la mejor para ti. Algunas dudas que puedes tener son ¿En qué tipo de moneda es mejor contratar estos seguros? o saber si ¿los seguros en Udis son mejores que en dólares? entre algunas otras. Los seguros han evolucionado tanto que puede resultarte muy difícil saber y elegir el mejor seguro para ti. El número de aseguradoras  y tipos de seguros puede ser resultar muy abrumador para ti. Lo sé. Necesitas asesoría especializada de alguien que conozca estos planes y se independiente de las aseguradoras. Es justo en eso en lo que puedo ayudarte.

Lo que tu necesitas para navegar en ese mar de información es asesoría especializada. Eso es justo lo que  puedo hacer por ti mejor que nadie. ¿Cómo lo hago? Por medio de una asesoría por skype de 50 minutos de duración. ¿En qué consiste esa sesión? En que, por medio de que me respondas un cuestionario confidencial te ayude a encontrar, entre varios planes de distintas aseguradoras, el mejor seguro para ti. El que te ayude a resolver, de la mejor forma, y de acuerdo a tus capacidades y necesidades, tus objetivos.Te invito a ver el vídeo que grabé para ti con el objetivo de explicarte lo que puedo hacer ti o en qué puedo ayudarte.

En este momento tal vez te estés preguntando ¿Cómo puedes tener una sesión conmigo?  envíame un mail a eloylopez@previsionfinanciera.com y podremos acordar el día y hora adecuados para los dos.

Seguro de vida de por vida para personas jóvenes.

Vicente tiene  27 años de edad es ingeniero en sistemas, hace tres años empezó a trabajar en una empresa  consultora. Desde niño lo han considerado alguien muy inteligente. Recuerda cuando su papá, que también se llamaba Vicente, le decía que iba a llegar muy lejos porque le entendía rápido a todos los maestros y le gustaban mucho las matemáticas. Su padre murió en un accidente, mientras regresaba de trabajar, cuando él iba en segundo de secundaria. Su mamá se quedó viuda y con tres hijos. Vicente es el más grande de todos. Recuerda que la angustia que sintió su mamá cuando murió su papá desapareció cuando, tres meses después, se acordaron que había contratado dos seguros de vida.

Gracias al dinero que recibieron de esas dos pólizas, recuerda Vicente, es que él y sus hermanos pudieron seguir estudiando y no pasar contratiempos económicos fuertes. “Desde que mi papá vivía no nos sobraba el dinero pero, afortunadamente no faltaba. No nos daba lujos pero sí se preocupaba porque estudiáramos y supiéramos lo afortunados que éramos”. Cuando su papá falleció estuvieron a punto de caer en la pobreza. ¿Por qué? porque sus hermanos eran muy pequeños y su madre no podría salir a trabajar. Tenían poco dinero ahorrado y la casa tenía un crédito. Por eso “los seguros de vida resultaron ser una bendición. Nos salvaron de la pobreza y de no poder seguir estudiando. Que bueno que mi papá los contrató” dice.

Por su historia personal Vicente siempre ha tenido una buena imagen sobre este tipo de seguros. Se prometió que en cuanto pudiera contrataría uno para él. Ahora que ya lleva años trabajando, y generando su propio ingreso, es que se hizo el propósito de contratar uno. Al empezar a buscar, como buen ingeniero en sistemas, recurrió a Internet. Así es como se descubrió este blog y se volvió asiduo lector y fan de los vídeos del Canal de Youtube”  y después de dos unos meses decidió que era momento de contratar un seguro de vida para él. El problema es que no sabía por dónde empezar. Me mandó un mail para saber si podía regalarle una sesión de asesoría por skype y ayudarle a encontrar el mejor seguro de vida para él. Acordamos la sesión y entonces procedimos a evaluar su situación particular.

Vicente es soltero, no fuma y es muy deportista, espera casarse con su  novia, que conoce desde la preparatoria en unos cinco años más. En su trabajo lo han ascendido cada año. De 10 mil pesos que empezó ganando, hace cuatro años ahora casi genera 50 mil pesos mensuales. Eso se debe, dice, a que aún después de la universidad, sigue tomando cursos cada año. Se ha vuelto muy especializado en su trabajo y eso ha hecho que cada año siga ascendiendo. “Quiero protegerme de una Muerte Económica porque si algo me pasa nadie me garantiza seguirme pagando mi sueldo”  me comentó el día que nos conocimos.

Vicente tenía muy clara una cosa:   “busco un seguro de vida que pueda durar toda la vida si yo quiero pero no estarlo pagando toda la vida, quiero salir de ese gasto rápido y que me sirva de ahorro si es que no me muero ”  con eso en mente concluimos que lo mejor era que comprará un seguro de vida, con protección de Invalidez Total y Permanente ( Muerte Económica), por 3 millones de pesos de suma asegurada. La póliza la pagará en su totalidad en los próximos cinco años. Cada anualidad será de 140 mil 290 pesos más 15 mil 870 pesos por el blindaje de Muerte Económica, con lo cual pagará cada año 156 mil 360 pesos. La prima me pareció alta para sus ingresos pero Vicente me dijo que prefería destinar 20 mil pesos mensuales, que eran el monto de su último aumento de sueldo, los próximos cinco años, y así olvidarse a estar pagando más seguro de vida cuando tenga hijos. Antes de casarse ya habría resuelto el tema que más le preocupaba. Tener un seguro de vida que le diera protección a él en caso de no poder seguir trabajando y tener una prima muy baja de por vida en el seguro por ser tan joven,.

Debo decirte que en lo personal me parecía muy alta la prima pero entendí lo que para mi es la única regla de la asesoría en seguros: El asegurado determina cuál es el “traje”que mejor le queda y le da mayor seguridad. Yo hubiera recomendado un plan con menor prima pero Vicente tenía muy claro lo que quería y además estaba dispuesto a destinar el dinero necesario para ello. Fue por eso que, después de evaluar opciones, cuando llegamos  a este plan fue el que más lo convenció. “Es un seguro que me gusta por muchas cosas, me da más de lo que buscaba y es flexible”  le gustó mucho poder dejarlo totalmente pagado en cinco años, que ese dinero que pagaba por su seguro de vida podría recuperarlo con ganancias si no moría.

Este plan en el año 10 le garantiza devolver poco más de la totalidad de las cinco Primas pagadas por él. No era su idea “venderle su seguro a la aseguradora” en ese tiempo. “Quiero que me sirva de protección y de colchón para cuando quiere retirarme. Me gusta que a los 65 años duplico, en términos reales, el dinero que pagué por él”  me comentó casi al final de la sesión. Vicente me pidió que escribiera algunos tips para ayudar a las personas a elegir el seguro de vida adecuado para ellos. Tips que ayuden a saber por dónde se puede empezar y cómo encontrar una cobertura adecuada e integral parra cada caso. Le prometí hacerlo y pronto te escribiré al respecto,.

Antes de despedirme quiero hacerte unas preguntas ¿Te llamó la atención cómo funciona este plan? ¿Quieres descubrir si es para ti? ¿Buscas un seguro de vida que te de protección de por vida y puedas venderlo a la aseguradora en caso de no usarlo? Contactame y pídeme la sesión de 50 minutos. por skype. En ella podré ayudarte a descubrir si este seguro es para ti o mejor te recomiendo algún otro.

Por lo pronto cuídate mucho nos vemos en el próximo post.

¿Cuánto cuesta un seguro de vida por un millón de pesos?

Una cosa es tomar conciencia de que necesitas un seguro de vida y otra distinta es saber por dónde empezar. Como nunca  has tenido uno y no sabes bien cómo funcionan te surge la duda de saber ¿Cuánto “cuestan”? Tal vez estés en el mismo caso de Victor que después de hacerse consciente de que necesitaba un seguro de vida, no sabía por qué cantidad y por cuanto contratar su seguro de vida

Víctor tiene 40 años, es casado, tiene dos hijos pequeños: Sergio de ocho y Rodrigo de seis. Desde hace un año ha estado preocupado porque no tiene ningún seguro de vida. Ya determinó que necesita un seguro de vida por 20 años. En ese tiempo sus hijos ya serán independientes y él tendrá 60 años y estará en las puertas del retiro. Haciendo cuentas decidió que por lo menos necesitaría dejar un millón de pesos a su familia en caso de que él fallezca. Decidió entonces buscar en Internet cuánto vale un seguro por un millón de pesos y que después de 20 años de tenerlo le devuelva el dinero pagado por él y si se puede con un poco de ganancia. Fue entonces que me mandó un correo con la pregunta que le da título a este post.

Le respondí como a la mayoría de las personas que me hacen la misma pregunta: Depende.¿De qué? de varios factores. Principalmente de la edad, el género y el estado de salud. Le respondí que existe una gran  variedad de seguros de vida y que para responderle necesitaba un poco más de información. Después de escribir el correo de respuesta me quede pensando cuántas personas están en la misma situación y cómo podría ayudarles a darse una idea. Tal vez es tu caso y es por eso que decidí, tomando como ejemplo la duda de Victor, explorar tres opciones que él podría contratar y cuánto tendría que pagar por cada una de ellas. La primera de esas opciones sería…

  1. Un seguro dotal a 20 años por un millón de pesos. Este seguro yo le llamo seguro de vida en vida, porque le garantiza al asegurado que pase lo que pase, si vive o muere, la aseguradora entregará la misma suma asegurada por un millón de pesos. Como Víctor quiere un seguro de vida que lo proteja por 20 años y le devuelva algo para su retiro, esta es la opción que cubre bien las dos cosas. Por este seguro le “costaría” anualmente 45 mil 180  pesos. Incluyendo protección por Muerte Económica por Invalidez Total y Permanente otra opción es…

  2. Un seguro de vida con devolución de Primas. Este seguro, a diferencia del anterior, le garantiza devolverle, al final de los 20 años, el cien por ciento de las Primas pagadas. La suma por fallecimiento y Muerte Económica por Invalidez Total y Permanente es de un millón de pesos. El costo anual para Víctor sería de 17 mil 140 pesos anuales. Este seguro le “cuesta” porque le da menos dinero al final de los 20 años. Finalmente exploré una tercera opción que sería…

  3. Un seguro de Vida Vitalicio, con plazo de pago de 10 años y con valor de re-compra. Este plan, a diferencia de las dos opciones anteriores sólo pide que Víctor lo pague por ese plazo.. Es un seguro que le da cobertura de por vida, hasta los 100 años, y que le da un valor de re-compra. El cuál varía dependiendo el año en que él decida venderlo a la aseguradora.

Estas sólo tres de las muchas opciones que existen para seguros de vida por un millón de pesos para una persona de 40 años como Víctor. Me atreví a usar su pregunta para explorar estas diferentes opciones que tiene, para que puedas darte cuenta que las opciones pueden ser muchas y que al final depende de lo que en realidad esté dispuesto a destinar cada año a este proyecto y además cuánto espera recibir después de cierto tiempo.

El objetivo de este post es ayudarte a darte una idea sobre la importancia de tener claros los objetivos que quieres cumplir con el tiempo al contratar tu seguro de vida.

¿Quieres saber cómo te puedo ayudar a encontrar el mejor seguro de vida para ti? Por medio de una asesoría de 50 minutos por skype.

¿Cómo puedes tener una sesión de asesoría gratuita conmigo? Poniéndote en contacto por medio de la forma que más te convenga, dentro de las que están en  lapestaña de contacto de este sitio. Ahí te puse varias formas de contactarme.

¿En qué consiste la sesión gratuita?

En una vídeo-llamada por medio de Skype, con duración de 50 minutos, en la cual me platicarás el tipo de seguro de vida que estás buscando y algunas de las cosas que más te preocupan. Con ello te asesoraré y te ayudaré a explorar al menos un par de opciones, con mínimo dos aseguradoras distintas, para que juntos podamos encontrar la mejor opción para ti.

Por esa sesión regularmente cobro unos honorarios de mil pesos. Pero tú puedes pedirme que te regale una. En mi experiencia, sólo se necesita una sesión para resolver el tema. Es muy probable que en una sola podamos resolver todas tus dudas.

Contáctame que será un enorme gusto ayudarte a encontrar las razones por las que puedes necesitar tener un seguro de vida.

Por favor ¡Cuídate mucho!

Qué es la Muerte Económica, cómo protegerse de ella y por qué cantidad hacerlo.

Todas las mañanas pienso en ti. Ya lo sabes. Hoy no fue la excepción, Pensé en ti levantándote muy temprano, antes de las siete de la mañana, para bañarte antes de ir al trabajo. Ni te dió tiempo de desayunar y saliste corriendo. Te enfrentaste al tráfico de la Ciudad y te pusiste a pensar. A tu mente vienen las cosas que espera hacer en un futuro. las que esperas dentro de unos años,como también las que esperas hacer esta semana. Te vi pensando, por ejemplo, en la fiesta que quieres hacer en tu casa el fin de semana, para reunirte con tus amigos y tu familia. Estabas en el semáforo y te vi sonreir mientras esperabas. Ese sólo pensamiento te alegró el camino al trabajo.

Después te vi por la tarde, al salir de tu trabajo, sufriste un accidente. Te llevaron al hospital y los médicos dijeron que no sabían si podrías vivir. Llegaste muy mal. Me sentí muy triste por ti. Escuché decir a los médicos que tal vez no te salvarías y que si lo hacías era muy probable que no pudieras mover todo tu cuerpo, que sólo podrías mover la cabeza. Vería y sentirás todo lo que pasa a tu alrededor. Casi se me salen las lagrimas cuando los escuche. Sentí un fuerte nudo en la garganta. Me dio mucha tristeza por tí. Estabas tan feliz por la mañana con tu fiesta del fin de semana. No regresaste a tu casa ese día.

Lo que más tristeza me dio es cuando llegaron tus papás y tus hermanos a verte. Fue un momento muy doloroso. Los doctores les confirmaron el diagnóstico. Si te ibas a salvar sólo que no podrías mover ninguna parte de tu cuerpo de la cabeza para abajo. Tu mamá no pudo más y se soltó en llanto. No podía parar. Solo la escuche decir “Ahora ¿Qué vamos a hacer?, tantos proyectos que tenía”. Lo peor vino semanas después cuando saliste del hospital y en tu trabajo dijeron que te pagarían la indemnización correspondiente pero que no podían seguirte dando trabajo. Tu indemnización de ley fueron 130 mil pesos. Sentí un dolor en el pecho de saber que no tenias ningún seguro adicional contratado por ti. Me sentí muy mal de verte que acababas de sufrir una Muerte Económica. Igual que tu mamá no pude aguantarme más el llanto.

Lo que te acabo de contar es sólo lo que pensé. Afortunadamente no pasó. Espero que te encuentres muy bien. La Muerte Económica es algo de lo que te he hablado desde hace muchos años. A pesar de haber dicho muchas veces qué es, y a qué me refiero con ello, las dudas siguen. Es por eso que decidí hacer este vídeo para que el concepto te quede muy claro.

La Muerte Económica es el evento que enfrenta una persona al no poder seguir generando ingresos por una Invalidez Total y Permanente. Bien sea por una enfermedad o accidente.Tal como el caso que te acabo de platicar que me imagine que de ti.

¿Quién está expuesto a sufrirla? Todas las personas, que sin importar su estado civil, generan ingresos. Así como tú.

¿Cómo te puedes  pueden proteger de una Muerte Económica? Por medio de un seguro de vida. El único medio hoy en México por el cual, una persona como tú, se puede proteger de una Invalidez Total y Permanente. Es, de hecho, la forma más económica y segura de hacerlo.

¿Por cuánto debes protegerte ? Por lo menos por cinco ó 10 años de su ingreso.

Esa es mi recomendación.

¿Sabes que es lo mejor de esta historia? Que es muy probable que estés bien. Lo sé porque estás leyendo esto. Y entonces todavía estás a tiempo de hacer algo para protegerte bien. Mi deseo es que NUNCA pases por algo así en tu vida. Espero que siempre estés bien, pero quiero que si te toca enfrentar algo así tengas la tranquilidad financiera que te brinde la oportunidad de enfrentarlo sin dejar de generar ingreso para ti. Quiero que no te conviertas en una carga para nadie.Eso es lo que quiero para ti.

Por hoy es todo lo que te quería contar. Te pido por favor que te cuides mucho.

Si necesitas asesoría sobre cómo contratar una buena cobertura de Muerte Económica ya sabes qué hacer.